Google+ Followers

martes, 28 de febrero de 2017

Afirma no tiene nada que ocultar en Punta Catalina

CUENTAS DEL PRESIDENTE

Wanda Méndez
Santo Domingo
El presidente Danilo Medina dijo ayer que el proyecto de las plantas a carbón que construye el gobierno en Punta Catalina, Baní, no se detendrá  si las conclusiones de la Comisión que designó para investigar muestran que todo se realizó de acuerdo con los más altos estándares, tal como se le ha informado.

Sostuvo que ese proyecto tampoco se detendrá si se demuestra más allá de toda duda,  que su precio es más bajo que el promedio,  y que todas las firmas internacionales actuaron con responsabilidad, como se espera de ellas. Está previsto que la obra concluya en el 2018.
Advirtió que no permitirá que se detenga el progreso del país  para seguir alimentando los intereses de unos pocos, a los que, dice, les convienen el caos y el atraso.
Argumentó que por eso  solicitó la conformación de una comisión independiente que investigue todos los procesos llevados a cabo en Punta Catalina y rinda un informe a los ciudadanos.
Puntualizó que esa comisión tiene pleno acceso a toda la información disponible y a la asesoría especializada que precise, para  hacer sus investigaciones, sin limitaciones.
Manifestó que no escatimará ningún esfuerzo para que se conozca la verdad en todos sus puntos sobre esa obra y de otras. “Porque estoy decidido a que el pueblo dominicano conozca toda la verdad, al detalle y más allá de toda duda. Porque este gobierno no tiene nada que ocultar”, afirmó.
Confío en que la Comisión avance con diligencia en sus trabajos y que muy pronto puedan dar a conocer los resultados que la población espera y merece.
El presidente Medina designó el 10 de enero una comisión para investigar la licitación del proyecto, presidida por Monseñor Agripino Núñez Collado, e integrada por representantes de diversos sectores del país.
Sostuvo que el problema que para algunos tiene Punta Catalina es que supondrá pérdidas millonarias para aquellos que han facturado durante años al pueblo dominicano una de las energías más caras de América Latina,  “o mejor dicho, dejarán de ganar millones de dólares”. Precisó que se está hablando de un mercado de más de 600 millones de dólares al año.
“Por eso, cuando escuchamos ‘paren Punta Catalina’ debemos ser prudentes y saber qué significan esas palabras”, enfatizó.
Señaló que en la actual situación, como en todos los casos en los que no hay verdadera competencia, siempre hay unos pocos que se benefician.
 Y destacó que algunos de ellos son ahora los que se apresuran a decir que se pare Punta Catalina.
En su discurso de rendición de cuentas, el mandatario habló  ampliamente de los beneficios del proyecto de Punta Catalina, el cual consideró como el más importante que se ha puesto en marcha en el país para dar respuesta  al  problema del suministro energético.

No hay comentarios:

Publicar un comentario