Google+ Followers

miércoles, 13 de agosto de 2014

Conmoción por muerte de candidato presidencial brasileño en accidente aéreo

BRASIL. La policía había informado en un primer momento que el accidente fue protagonizado por un helicóptero, pero luego la Fuerza Aérea brasileña aclaró que fue en realidad una avioneta particular Cessna 560XL, con el prefijo PR-AFA, la que cayó en Santos. Poco después, se confirmó que se trataba de un avión utilizado por el candidato del Partido Socialista Brasileño, Eduardo Campos, quien falleció en la tragedia. Era el tercero en las encuestas para el 5 de octubre, en las que la oficialista Dilma Rousseff marcha a la cabeza. Campos viajaba con su esposa Renata, su hijo Miguel, los asesores Pedro Valadares y Carlos Percol y un camarógrafo que no fue identificado por la dirigencia del partido, fuente citada por O’Globo para difundir esta información.
Los bomberos dan cuenta de siete muertos en total, mientras que hay numerosos heridos sobre los que no hay detalles del estado de salud. El accidente se produjo en la ciudad del litoral del estado brasileño de San Pablo. Sucedió sobre la calle Vahia de Abreu, en el barrio de Boqueirao, en la región central de Santos. La agenda de la comitiva indicaba que visitarían Santos Export, un evento que se lleva a cabo en la ciudad costera. El avión había partido de Río de Janeiro a las 9:20 AM. Su madre Ana Arraes, actual ministra del Tribunal de Cuentas, fue informada de la triste noticia y rompió en llantos. Cuando se preparaba para aterrizar, el avión cayó debido al mal tiempo. Control de tráfico aéreo perdió contacto con la aeronave”, explicó. La televisión ha difundido imágenes de la aeronave destrozada en medio de escombros en llamas, y de una columna de humo subiendo de varias casas en Santos. También se ven llamas en varias ventanas. Según habitantes de la zona, sucedió cerca de las 10:00 AM hora local. “Escuché un ruido muy fuerte y pensé que era un transformador. Cuando fui a ver, era un avión”, señaló Luiz Carlos Tavares, un trabajador que estaba cerca del lugar de la caída, en declaraciones que reproduce Folha do Sao Paulo. Los testigos indicaron también que en el momento del accidente el tiempo estaba nublado y llovía. Los equipos del SAMU (Servicio de Atención Móvil de Urgencia), la Policía Militar y los Bomberos trabajan en el lugar. El gobernador paulista Geraldo Alckim canceló su agenda y viajó a la ciudad costera. Aun no hay informaciones sobre quiénes viajaban en el helicóptero siniestrado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario